malva pudding

El malva pudding es un postre de origen Sudafricano. Tiene mermelada de durazno y una textura esponjosa.

En general se sirve con una salsa de crema cuando este está caliente aún, o con helado de crema.

El malva pudding es una de esas recetas que todo el mundo ajusta ligeramente a su gusto.

Por ejemplo incluyendo especias como el jengibre. Este postre tiene sus variantes como el pudding de brandy del Cabo que se prepara con brandy y con dátiles, o también la tarta borracha que solo se prepara con brandy.

Historia:

Algunos dicen que la salsa en la receta original contenía malvasía o vino de reyes (de ahí el nombre malva), o que el pudding se servía con este vino dulce, muy popular de las regiones del Mediterráneo y en especial de la isla de Madeira.

“Malva” también es la palabra en afrikáans para “geranio” y algunos piensan que el malva pudding se aromatizaba originalmente con las hojas de geranio con olor a rosa llamado pelargonium y que es originario de Sudáfrica.

Ahora si basta de teórico y vayamos a la práctica!

Ingredientes:

20 gramos de manteca (a temperatura ambiente)

200 gramos de azúcar

2 huevos

1 cucharada de mermelada de durazno

1 cucharadita de bicarbonato de sodio

120 mililitros de leche

50 mililitros de aceto balsámico

125 g de harina  tamizada

¼ cucharadita de sal

Para la salsa:

250 mililitros de crema de leche

150 gramos de azúcar

120 gramos de manteca

120 mililitros de agua caliente

1 cucharadita de esencia de vainilla

Procedimiento:

Precalentamos el horno a 180ºC.

Batimos la manteca con el azúcar durante 2 minutos. Añadimos los huevos de uno en uno y seguimos batiendo bien después de cada adición.

Añadimos la mermelada de durazno y mezclamos bien.

Luego, añadimos la leche y el bicarbonato y después el aceto.

Poco a poco vamos añadiendo la harina tamizada y seguimos mezclando.

Vertemos la masa en un molde de horno engrasado.

Horneamos durante 45 minutos o hasta que pinchemos el centro con un palillo y salga limpio.

Mientras el malva pudding se hace, mezclamos todos los ingredientes de la salsa en una olla y lo ponemos a fuego medio-alto.

Llevamos a ebullición y lo quitamos del fuego. Lo cubrimos.

Sacamos el pudding del horno y le echamos la salsa por encima. Dejamos reposar 15 minutos antes de servir para que la torta absorba toda la salsa al máximo.

Servimos con crema inglesa, helado de vainilla o crema chantilly.

Foodie Woman

Gastronomía, Bebidas, Pastelería, Recetas, Eventos, Actualidad, Restaurantes, Entrevistas, Cocineros, Productos, Productores, Libros, Cursos, Talleres, Noticias, Viajes

Puede que también te guste...

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

¿En que te puedo ayudar?